Se llama contrato de futuros, o futuros a secas, un contrato que obliga a comprar o vender bienes en una fecha futura con un precio establecido antes. 
***

¿Qué es un contrato de futuros?

Se llama contrato de futuros a un contrato que obliga a las partes a comprar o vender unos bienes o valores en una fecha futura pero con un precio establecido antes.
Algunos contratos futuros pueden requerir que se entregue el producto mencionado en el contrato, otros contratos simplemente piden que se liquide la cantidad equivalente en efectivo.

Ejemplo

Imagine un país productor de petróleo, el cual planea producir 1 millón de barriles diarios a ser entregados exactamente en 365 días. Asumiendo que el precio actual del barril es de USD $50, el productor pudiera hacer una apuesta, producir el petróleo, y venderlo al precio del mercado a un año de hoy.
Dada la volatilidad de los precios del petróleo, el precio del mercado pudiera estar a cualquier nivel. En vez de tomar riesgos, el productor pudiera asegurar un precio de venta al introducir un contrato de futuros.

Se utilizan modelos matemáticos para asignar precios a los futuros, se toma en cuenta el precio actual, la tasa de retornos sin riesgos, el tiempo a madurar el contrato (en este caso 365 días), los costos de almacenamiento, los dividendos.

Asumiendo que el productor decide que sus contratos serán a USD $53 por barril, el productor está obligado a entregar 1 millón de barriles de petróleo y se le garantiza que recibirá USD $53.000.000,00, sin importar el precio del petróleo en el mercado el día que se hacen las entregas.

Especulación y cobertura

Estos contratos se utilizan por dos categorías de participantes en el mercado: Especuladores y cobertores.
Los productores o compradores de un producto cubren o garantizan el precio al cual el producto se vende o compra, mientras que los administradores de portafolios o corredores pueden también apostar o especular con los movimientos de precios utilizando futuros.

Especuladores de Futuros

Los contratos futuros se utilizan para manejar posibles movimientos en los precios de los productos negociados. Si los participantes del mercado anticipan un incremento en el precio del producto en el futuro, pueden hacer ganancias potenciales comprando el producto con un mercado futuro y vendiéndolo más tarde en el mercado a un precio más alto, o ganando de las diferencias de precio favorables al liquidar en efectivo.

Sin embargo, pueden perder si el precio del producto es eventualmente más bajo que el precio de compra especificado en el contrato futuro.

De manera conversa, si el precio del producto se espera que caiga, pueden vender el producto en un mercado de futuros y comprarlo luego a un precio más bajo en el mercado.

Cobertores

El propósito de hacer cobertura no es ganar de movimientos favorables, la idea es prevenir pérdidas producto de cambios no favorables de precios, y en el proceso mantener un resultado financiero predeterminado dependiendo de lo que permitan las condiciones actuales de mercado.

Para hacer cobertura, a diferencia de los especuladores, deben existir entidades cuyo negocio es utilizar el producto negociado en el contrato. Cuando existe una ganancia en un contrato de futuros, siempre hay una pérdida en el precio del mercado, o viceversa.

¿Qué es un contrato de futuros Bitcoin?

bitcoin futuros
Imagen de Pixabay

Son futuros que están atados a la criptomoneda Bitcoin. El contrato se basará en el precio que tiene Bitcoin y los inversionistas pueden hacer una suerte de “apuesta” sobre lo que creen que será el precio de Bitcoin más adelante.

Permite a los inversores especular sobre el precio de Bitcoin sin poseer la moneda.

Una de las ventajas de los futuros Bitcoin es que se pueden negociar en bolsas reguladas.

Son variadas las compañías de futuros Bitcoin. Una de las más nombradas recientemente es Bakkt, pero aparte están CME Group y CBOE.

Artículo de Ángel León /DiarioBitcoin

« Volver al índice del glosario