Por Editor DiarioBitcoin  

Una petición en Change.org, abierta por Thomas Hodge, solicita a Gensler que termine la demanda contra Ripple y además hace denuncias importantes de intereses dentro de la SEC.

***

Thomas Hodge, fundador de Crypto & Policy, secundado por muchas más firmas, solicitó al presidente designado de la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC), Gary Gensler, que “ponga fin a la guerra contra XRP”.

En su petición en Change.org, que hasta las 10:30 am lleva más de 2.350 firmas, Hodge le ruega a Gensler que termine la demanda contra Ripple Labs y deje de legislar sobre las criptomonedas a través de demandas.

La petición también le pide al funcionario que investigue supuestos conflictos de intereses de ex ejecutivos de la SEC.

La petición en Change.org

Por su importancia y las denuncias que expone, traducimos la petición redactada por Hodge:

“En los últimos meses se ha acumulado evidencia públicamente que plantea serias dudas sobre las motivaciones detrás de los cargos de la última hora presentados por la Comisión de Bolsa y Valores de EE. UU. (SEC) contra el innovador de criptomonedas Ripple Labs y dos ejecutivos en diciembre de 2020.

Le pedimos a Gary Gensler, tan pronto como sea confirmado como presidente de la SEC, que analice de cerca las acusaciones de la SEC contra Ripple Labs, sus cofundadores, y el daño que las acciones de la SEC ya han causado, e innecesariamente, a los titulares de la moneda digital XRP.

Sr. Gensler, también le pedimos:

  • Comprometerse públicamente a sentarse con los titulares de XRP y otros activos digitales para comprender lo que realmente significa defender a los inversores en la SEC. Su agencia está tratando de silenciar nuestras voces en la demanda de Ripple. Muéstrenos que entiende de qué se trata su trabajo.
  • Ponga fin a la demanda de Ripple y evite que la SEC invente reglas de criptomonedas a través de demandas en lugar de escribir estas reglas correctamente, con la participación del público y la asociación con el Congreso de los EE. UU.
  • Únase a los desarrolladores de cripto y Blockchain de EE. UU. y a los titulares de activos digitales para desarrollar un marco regulatorio claro para todos, que tenga sentido y proteja la innovación mientras lucha contra el fraude y la criminalidad. Estamos todos listos para trabajar con Ud.
  • Solicite al Inspector General de la SEC que lleve a cabo una investigación exhaustiva de los asuntos que llevaron a la demanda de último minuto contra Ripple, presentada el último día en el cargo por el ex presidente de la SEC, Jay Clayton. Esa investigación debe analizar los contactos y las relaciones, pasados ​​y presentes, entre el ex presidente Clayton y el ex director de finanzas corporativas de la SEC William Hinman en los Estados Unidos, China y otros países, que tenían interés directo o indirecto en las declaraciones de política y las opiniones oficiales. Ambos emitieron durante su mandato en la SEC sobre criptomonedas y otros activos que buscaban regular”.

Por qué esto es tan importante

Continúa la carta respondiendo a la pregunta de por qué es importante hacer una investigación interna:

“Dos de los principales políticos designados por el presidente Trump en la SEC estaban, y continúan estando, estrechamente vinculados a los intereses financieros en el negocio de Bitcoin, Ether y tecnología financiera en la República Popular de China. Cualquiera de estas conexiones individualmente plantearía una cuestión de conflicto, pero en conjunto apesta a algo mucho más nefasto.

El ex presidente de la SEC, Jay Clayton, y su director de finanzas corporativas de la SEC, William Hinman, llegaron a sus puestos en la SEC después de ganar enormes tarifas trabajando para la IPO del gigante tecnológico chino Alibaba, que opera la plataforma de pagos móviles Alipay. También asumieron el control en la SEC justo cuando China estaba lanzando su estrategia total para obtener con éxito el control de la tasa de hash de Bitcoin.

Durante todo su mandato en la SEC, Hinman recibió millones de dólares en pagos del bufete de abogados Simpson Thacher, que forma parte de Ethereum Enterprise Alliance. Hinman cobró cheques de la empresa mientras ganaba enormes tarifas apoyando la IPO del gigante chino de la criptominería Canaan.

Mientras Clayton y Hinman estaban en el cargo, se les preguntó si Bitcoin y Ether eran valores. Dijeron muy claramente, en el registro: no, no son valores, así que sigan comercializándolos. Ambos tomaron dinero de empresas con un interés directo o indirecto claro en esas declaraciones públicas.

Clayton pasó cuatro años de su mandato siendo preguntado en entrevistas, en foros públicos y en comunicaciones oficiales a la SEC: ¿es XRP un valor? Una y otra vez, la respuesta de su agencia fue la misma: “No lo sabemos”. Al menos un intercambio cripto le preguntó a la agencia de Clayton en blanco años antes si XRP era un valor, y cuando no se le dio ninguna indicación de que lo fuera, el exchange incluyó a XRP en su plataforma de negociación. Se han comprado y vendido miles de millones de tokens XRP en todo el mundo durante siete años sin conexión con Ripple, sus ejecutivos o sus productos de software. El ecosistema XRP descentralizado floreció mucho más allá de Ripple o sus productos de software para bancos para pagos transfronterizos.

Pero en su último día en el cargo, Clayton hizo que su SEC presentara una demanda masiva contra Ripple, alegando que había vendido XRP como un valor ilegal no registrado durante siete años, sí, siete años, y que cada venta de XRP en los mercados secundarios había sido una venta de valores no registrados. Además, la SEC alegó que Ripple y todos los titulares de XRP deberían haber sabido durante los últimos siete años que XRP era un valor cuando la SEC misma dijo repetidamente que no lo sabía hasta el día en que presentó la demanda en diciembre de 2020.

Gary Gensler debe poner fin a esta práctica de formular políticas a través de demandas, sentarse con los titulares de XRP y escuchar sus historias. Queremos reglas claras para todos, no otro presidente de la SEC que elija ganadores y perdedores en un vacío regulatorio. Y exigimos una investigación que aclare completamente si la SEC estaba protegiendo los intereses de otra persona en lugar de los inversores minoristas cuando se presentó la demanda de Ripple en diciembre de 2020″.

Vale recordar que la batalla legal entre Ripple y la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC) dio un giro a favor de Ripple esta semana, después de que el tribunal le concediese a la empresa criptográfica el derecho de revisar los documentos internos del regulador para conocer los criterios que aplica para determinar si una criptomoneda es un valor.

Si quiere firmar la petición puede hacerlo aquí.

Fuentes: Change.org, BeinCrypto

Versión de DiarioBitcoin

Imagen de Unsplash