Por Angel Di Matteo   @shadowargel

Las declaraciones del funcionario radicalizan aún más la postura del gobierno de Corea del Sur, ya que en medio del rechazo a estas medidas, el comercio de criptomonedas ha aumentado notablemente en las últimas semanas.

***

El presidente del Comité de Finanzas de Corea del Sur, Eun Seong-soo, señaló recientemente en una entrevista que alrededor de 200 exchanges de criptomonedas que operan en el país están bajo el riesgo de suspender operaciones este año si no se ajustan a las normativas regulatorias vigentes.

Así lo indicó Seong-soo durante una entrevista para el medio local Chosun, donde indicó que si los exchanges no se ajustan a las medidas, tendrían que cerrar sus operaciones en septiembre de este año, ya que había planes para imponer impuestos al comercio de criptomonedas, y que el gobierno local no tenía planes de proteger a las personas que comerciasen con estos activos.

Las declaraciones de Seong-soo estarían enmarcadas en las nuevas leyes introducidas por el Gobierno de Corea del Sur a inicios de este año, en las cuales establecía nuevas pautas para las empresas y comerciantes que operasen con criptomonedas.

Entre estas regulaciones destacan políticas de KYC, impuestos sobre las operaciones comerciales, un registro con todas las compañías que empleasen o trabajen con criptomonedas, además de un endurecimiento de las medidas ya previamente vigentes.

Nuevo marco legal entra en vigencia a finales de septiembre

Si bien las nuevas normativas se aprobaron a inicios de este año y entraron en vigencia a partir del pasado 25 de marzo, actualmente hay un período de gracia de seis meses que concluye el próximo 24 de septiembre. Todos los exchanges que para esta fecha no hayan implementado las medidas establecidas en las nuevas consideraciones jurídicas, corren el riesgo de tener que suspender operaciones y asumir el pago de cuantiosas sumas.

Entre las medidas más destacables que exige la nueva regulación a las empresas, además de las antes expuestas, destaca que cada una de estas tenga la debida certificación del sistema de gestión y protección de la información, así como el hecho de que las cuentas asociadas estén sujetas a un nombre real.

Rechazo entre los exchanges

Sin embargo, estos nuevos dictámenes generaron reacciones encontradas entre los principales exchanges que operan con sede en el país, los cuales consideran dichas medidas restrictivas y contrarias a la evolución del ecosistema a nivel local. Al respecto, Seong-son aseguró que a la fecha ninguna de estas empresas que comercializan criptomonedas se han inscrito en los registros habilitados por el gobierno bajo la Ley Especial de Dinero.

En relación a esto último, Seong-son comentó:

“Hay peros… pero todos [los exchanges] pueden cerrarse. Podrían cerrarse repentinamente a finales de septiembre”.

Al respecto, el funcionario destacó que la medida es para garantizar la protección de los inversionistas, tal cual como lo hacen los mercados tradicionales y de las acciones, ya que el sector de las criptomonedas deja indefensos a sus participantes y esto podría beneficiar a actores malintencionados.

Como respuesta al enfoque regulatorio adoptado por el gobierno local, el comercio de criptomonedas ha alcanzado picos históricos en las plataformas comerciales con sede en el país. Recientemente, durante los máximos históricos de Bitcoin, la moneda digital llegó a comercializarse al equivalente de USD $70.000 en los exchanges surcoreanos, mientras que otras empresas como OKEx anunciaron que cesarían operaciones en dicha jurisdicción por las nuevas reglas que entrarán en rigor.

Recordemos que algo similar pasó este año en Nigeria a mediados de febrero, poco después que el Banco Central prohibiese a las entidades financieras ofrecer servicios a los exchanges y empresas cripto en el país. Para ese momento, cada Bitcoin llegó a cotizarse en unos USD $80.000 como respuesta a estas prohibiciones.

Un panorama muy oscuro para Corea del Sur

Mientras el gobierno adopta medidas más restrictivas contra la comercialización de criptomonedas en el país, analistas destacan que esto podría tener repercusiones negativas para el ecosistema local, convirtiéndose en una prueba de fuego para los próximos años justamente en medio del creciente auge que van ganando estos activos con el paso del tiempo.

Al respecto, analistas detallan que posiblemente algunos exchanges cedan a la presión para no ver comprometidas sus operaciones en uno de los mercados más provechosos para el comercio de monedas digitales.

Sin embargo, el hecho de que no haya canales adecuados para que las personas puedan comercializar sus activos con total comodidad, llevará a los interesados a operar desde la clandestinidad en plataformas y servicios que no ofrezcan garantías de seguridad, lo cual terminará siendo peor tanto para el gobierno como para los residentes.

En tanto se decide que ocurrirá con todo esto, en Corea del Sur los exchanges capitalizan grandes volúmenes de operaciones comerciales, negociando casi USD $20.000 millones en conjunto en las últimas 24 horas.


Lecturas recomendadas


Fuente: Cryptoslate, Chosun

Versión de Angel Di Matteo / DiarioBitcoin

Imagen de Unsplash