Por Editor DiarioBitcoin  

El dueño de los Dallas Mavericks, Mark Cuban, dice que esta generación sabe que un criptoactivo es una mejor inversión que los usos de la vieja escuela. ¿Cambio de parecer?

***

El empresario y propietario de los Dallas Mavericks, Mark Cuban, declaró sobre el reciente enfrentamiento entre Wall Street y la comunidad de Reddit Wallstreetbets, cuando esta última, en una acción orquestada online, logró subir el precio de las acciones de GameStop, volviendo al piso a algunos fondos de cobertura que habían invertido a la baja.

En una publicación en su propio blog del 31 de enero, Cuban dijo que la comunidad inversora de la vieja escuela está recibiendo una patada en el trasero por lo que él describe como la “generación del almacén de valor”.

Explica que los millennials han desarrollado una mayor comprensión del valor de los activos digitales, habiendo crecido en un mundo donde la música se compartía más a menudo como un archivo digital que como un objeto físico.

Añade que la tecnología Blockchain, los tokens no fungibles y los contratos inteligentes ahora permiten que cualquier activo que se pueda representar digitalmente actúe como una reserva de valor, con escasez demostrable y sin muchas de las desventajas de los coleccionables físicos:

Esta generación sabe que un contrato inteligente y el bien digital que refleja o un CryptoAsset (cripto-activo) son una mejor inversión que los usos de ver, tocar o sentir de la vieja escuela”.

Cuban continúa señalando que una acción es solo otra reserva digital de valor, y que la nueva generación simplemente ha encontrado y aprovechado las ineficiencias en el sistema de mercado de valores heredado.  Expresó:

“Es bastante obvio que los comerciantes de WSB están aplicando los mismos principios del mundo digital / CryptoAsset al mercado de valores y les encanta el hecho de que los viejos lo odian”.

Destacó que estas personas se han dado cuenta de que al trabajar juntos minimizan el poder de Wall Street y exponen la hipocresía de los fondos de cobertura y las corredurías que emiten notas de compra a millones de clientes mientras lloran mal cuando un subreddit hace lo mismo:

“Wall Street gordo y feliz se ha vuelto lento, rancio y establecido a su manera, lo que los convierte en un objetivo más fácil de lo que nadie esperaría”.

Este año, Cuban parece haberse abierto un poco al mundo de las criptomonedas, incluso recientemente acuñó algunos tokens no fungibles de edición limitada en Rarible.

Vale recordar que en anteriores ocasiones Cuban era bastante crítico.  Incluso recientemente, en enero, calificó el aumento de las criptomonedas como “una burbuja”.

Antes de eso, el año pasado, dijo que prefería comprar plátanos a Bitcoin.

Algunas frases de su blog

Esta es la traducción de algunos párrafos de su largo post, que comienza contando que era un coleccionista de sellos cuando era niño:

“El camino de encontrar ineficiencias ha seguido un camino interesante desde lo puramente analógico cuando era un niño, tenías que tener algo, ir a algún lado y vender cara a cara o por correo, o usar un intermediario como un corredor, hasta usar Internet y sitios como eBay u otros mercados para vender sus productos físicos.

Ahora estamos viendo el siguiente paso en esa evolución. ¿Qué pasa cuando todo es digital? ¿Qué sucede cuando, literalmente, cualquier cosa digital puede ser una reserva de valor? ¿Incluyendo una acción?

¿Qué es una reserva de valor? Es algo a lo que algunas personas asignan valor y están dispuestas a pagar y luego aferrarse, con la esperanza de que las circunstancias aumenten el valor de ese artículo. Una de las reservas de valor más históricas y visibles es el oro.

Los bichos del oro le dirían que el oro es un depósito de valor debido a su historia como base para la moneda, o al uso real como moneda. Eso es una cobertura contra la inflación. Que tiene un valor intrínseco porque se utiliza para la fabricación y joyería. Todo es narrativo. Hay muchos otros “metales preciosos” que cumplen con los mismos criterios. Pero el oro tiene más compradores. Cuando aumenta el número de compradores, el precio sube y viceversa. No hay nada único o especial en el oro aparte de que suficientes personas crean la historia para comprar oro.

Las cartas coleccionables, el arte, los coches, las estampillas y muchos otros “objetos de colección” también se perciben como una reserva de valor. Una de las razones por las que han funcionado como depósito de valor es que requieren propiedad física como prueba de existencia y confirmación de escasez. Tenemos una buena idea de cuántos de la mayoría de los objetos de colección se crearon y la presencia física de ese bien es la confirmación de que es real (la mayoría de las veces, las falsificaciones obviamente existen y el fraude es un problema), pero en su mayor parte confiamos en que el Picasso es un Picasso y las cartas de Luka o Lebron Rookie también son reales.

Por supuesto, quienes los recolectan como inversión esperan que su valor aumente, y muy a menudo lo hacen, lo que genera ganancias para quienes los poseen y luego los venden. En el mundo analógico, el mundo anterior a la cadena de bloques, eran el único juego en la ciudad.

Pero algo cambió en los últimos 3 años (los entusiastas de las criptomonedas contarán una historia diferente diciendo que esto ha estado sucediendo desde 2009). La cadena de bloques ha evolucionado para admitir contratos inteligentes y la capacidad de identificar de forma única los bienes digitales y las transacciones asociadas con ellos.

¿Qué es un bien digital que se puede vender? Literalmente CUALQUIER COSA digital. Si se puede generar y guardar en un formato de archivo, entonces se puede definir como parte de Smart Contract. Ese contrato inteligente puede ser poderoso con muchas reglas de “Si esto es así” que permiten niveles de control de ese bien digital que a su vez puede definir su disponibilidad o escasez, qué sucede cuando se vende, si se confiere la propiedad y mi favorito y lo que creo que es posiblemente el cambio de juego definitivo, ya sea que las ventas futuras paguen un porcentaje de cada venta a la persona / empresa que originalmente acuñó el bien digital”.

Fuentes: Blog de Cuban, Coindesk, Cointelegraph

Traducción y versión de DiarioBitcoin

Imagen de Wikimedia