Por Angel Di Matteo   @shadowargel

Antonopoulos presentó en LaBITConf sus reflexiones sobre la importancia de un protocolo justo, más allá de la buena evolución vista en el precio de Bitcoin.

***

El día de hoy dio inicio formalmente LaBITConf 2020, el evento latinoamericano que se realiza cada año y que reúne a importantes exponentes del ecosistema local e internacional de las monedas digitales y la tecnología Blockchain, el cual para esta edición adoptó un formato completamente digital.

Una de las primeras conferencias realizadas en LaBitConf fue la del profesor de la Universidad de Nicosia y reputado orador Bitcoin, Andreas Antonopoulos, quien dedicó un espacio para presentar sus reflexiones sobre los temas asociados con el dinero digital y el estado actual de este ecosistema a la luz del gran volumen de inversiones capitalizadas por el mercado.

Andreas Antonopoulos en LaBITConf: Reflexiones sobre el dinero digital

Al comenzar su ponencia, Antonopoulos invitó a los asistentes a pensar un poco más allá de lo que vemos hoy día y cuestionarse por qué hay empresas que invierten en Bitcoin, y aunque esto repercuta positivamente sobre el mercado, no hay que perder de vista que la moneda digital y su tecnología subyacente apuntan hacia otro tema más importante.

Conferencia de Andreas Antonopoulos en LaBITConf 2020
Conferencia de Andreas Antonopoulos en LaBITConf 2020

En este orden de ideas, para quienes hacen la analogía de “Bitcoin to the moon”, Antonopoulos reflejó que esto se trata más del cohete que del destino al que llegará:

“Esto es más sobre cohetes, no sobre el destino… quizás lleguemos muy lejos. Esto es sobre… ingeniería, el oro aquí es la descentralización, no la aprobación de Wall Street”.

Para el orador, la meta más allá del precio de Bitcoin es la creación de un sistema justo, una sociedad justa y cómo llegar a cumplir esta meta. El foco de este asunto es cómo llevar esa justicia a un nivel global, lo cual ahora es posible gracias a mecanismos como Bitcoin y la descentralización.

La necesidad de un sistema justo

Para ejemplificar un poco mejor su punto, Antonopoulos compartió una anécdota de su infancia, en la que cuando tenía 10 años, su tía ponía sobre la mesa un tazón lleno de papas fritas para que él y su primo mayor comiesen. Este último al tener una mayor edad, tomaba la mayor parte y esto abría el espacio para peleas, en las que la señora terminaba interviniendo probando varias soluciones que al final no resolvían el problema de fondo: La inequidad en la repartición.

Entonces se llegó a una solución mucho más simple, una persona dividía las papas en dos porciones iguales y el otro debía elegir la mitad que quería. Esto creaba un sistema justo donde los participantes debían comportarse y quien hacía la división tenía que hacerlo de una forma justa, con lo cual se creaba un protocolo para la repartición:

“En este modelo había una forma de garantizar justicia, mi tía no necesitaba intervenir, no debía haber intermediarios, no había necesidad de hacer más papas fritas”.

En este sentido, al llevarlo a una escala más grande, destacó que los gobiernos son los que intentan hacer esto, pero al final no son plenamente eficientes y eso lo entienden bien los residentes de Argentina:

El problema en este escenario es el gobierno, si son ellos quienes dividen el tazón de papas y están borrachos, hacen mal la distribución y los afectados son los residentes. Ellos no ven la necesidad de un protocolo justo, de eliminar intermediarios porque estos trabajan para ellos.

“Rules without rulers”

Para Antonopoulos, es posible crear un protocolo más justo a una mayor escala, y eso es justamente lo que se hace con Blockchain, sistemas de firmas, contratos inteligentes, monedas digitales, atomic swaps, sistemas de staking, contratos inteligentes y demás. Se hacen uso de dichos elementos para la creación de un sistema donde los participantes puedan ganar de forma colectiva, mientras que los únicos que pierden son aquellos que traten de burlar la norma.

Pero lo más importante de este sistema es que funcionaría por si solo sin necesidad de una entidad o un tercero que figure como un ente de control:

“Lo que tenemos aquí es un patrón, un sistema, donde no es necesario ejercer violencia, ni intermediación ni confiar en terceros. Todos los beneficios de este sistema están para los participantes, removemos a los entes, a los dictadores, y haciendo eso quitamos todos los problemas de la centralización”.

El protocolo es lo que realmente importa

Sobre el éxito que registra el mercado de las monedas digitales a razón del ingreso de grandes participantes del sector tradicional, Antonopoulos indica que estos son bienvenidos a participar, pero la idea acá no es que se califique el éxito del sistema por el aumento del precio de Bitcoin, ya que todos quieren hacer dinero y ese no es el indicador real que deberíamos tomar en cuenta.

Al respecto, Antonopoulos aseguró que actores como PayPal o NASDAQ no entienden la justicia que hay detrás del protocolo, ellos solo ven un plato de papas y plantean nuevas ideas para distribuirlo sacando provecho. También criticó cosas que hacen los gobiernos, como querer regular el ejercicio de la minería de criptomonedas para establecer quiénes operan de forma legal en base a permisos, con la intención de identificar a los participantes y ponerlos bajo ciertas reglas.

Para cerrar, el reputado evangelista Bitcoin dijo que “hay que tener presente el por qué hacemos estas cosas, y no se trata del tazón de papas… es por el sistema… queremos condiciones justas sin intermediarios, ‘Rules without rules'”.


LaBITConf 2020 continúa

Recordamos a los lectores que el evento LaBITConf 2020 tendrá lugar entre los días 7 y el 12 de diciembre de este año. La asistencia a las conferencias virtuales es completamente gratuita, pero para ello los interesados deben registrarse a través de la página web del evento.

https://www.labitconf.com/

Si desea más información, puede visitar la página web del evento o seguir sus redes oficiales (Twitter / LinkedIn / Instagram Facebook).

DiarioBitcoin es Media Partner del evento

Artículo de Angel Di Matteo / DiarioBitcoin

Imagen de Twitter