Por Editor DiarioBitcoin  

El ecologista Ricardo Navarro argumentó por qué está preocupado por los planes de minería de Bitcoin de El Salvador con energía geotérmica.

***

Junto con la aceptación de Bitcoin como moneda de curso legal, El Salvador también ha sido un país pionero en experimentar con la minería cripto usando energía volcánica.  De hecho, su idea es crear Bitcoin City, la primera ciudad del mundo cuya construcción y funcionamiento estarán respaldados por la emisión de bonos basados en la moneda digital.  La urbe sería contruída cerca del volcán Conchagua, con el cual se proporcionará el suministro a la ciudad y a las actividades de criptominería.

Muchos aplaudieron su idea, sin embargo, el mundo de los ecologistas ha empezado a manifestar sus temores sobre estos planes.

Ricardo Navarro, director del Centro Salvadoreño de Tecnología Apropiada, expresó al medio The Telegraph sobre las preocupaciones de extraer bitcoins con energía de los volcanes del país. El ambientalista señaló que el enfoque del gobierno del presidente Nayib Bukele debe estar orientado a proporcionar electricidad estable a los seis millones de ciudadanos en el país y que los costos de funcionamiento de la energía geotérmica reemplazan al petróleo. Al respecto dijo:

“La energía geotérmica todavía cuesta más que el petróleo, de lo contrario ya estaríamos usando más. Lo que terminará sucediendo es que solo estaremos comprando más petróleo”.

Falta de agua

Navarro, ganador del Premio Ambiental Goldman, señaló que el uso de energía geotérmica requiere vapor como parte integral de su funcionalidad. El vapor se obtiene del agua subterránea o del agua que se mantiene debajo de las rocas y debe estar fácilmente disponible para que el gobierno pueda aprovechar el potencial de la energía geotérmica. Navarro dijo a The Telegraph que “ya tenemos problemas con la falta de agua en El Salvador”.

No es el único que lo advierte. Los problemas del país con el uso de energía geotérmica fueron amplificados por la directora de la Asociación Geotérmica Internacional, Marit Brommer. Señaló la naturaleza impracticable de las afirmaciones del presidente Bukele de construir una ciudad Bitcoin con el poder de los volcanes.

“El Salvador es conocido por su potencial geotérmico. Pero si promete algo en los próximos seis meses, eso no sería factible“, dijo Brommer. “Es probable que se necesiten al menos dos o tres años, y probablemente más, antes de que pueda generar electricidad”.

Los volcanes de El Salvador

Zycrypto explica que El Salvador alberga 23 volcanes activos y al menos seis están siendo monitoreados para detectar actividades sísmicas. La energía geotérmica de estos volcanes representa el 25% de la generación de energía del país.

El 1ro de octubre, a menos de un mes después de la adopción de Bitcoin como moneda de curso legal, el presidente Bukele anunció que el país extrajo su primer bitcoin utilizando energía geotérmica con cero emisiones. Esto provocó reacciones positivas de la comunidad Bitcoin, especialmente dados los problemas de la red con los ambientalistas sobre los niveles de consumo de energía.

En ese momento, según diversas fuentes, esta nueva corriente de energía debería destinarse a hacer que Bitcoin sea más ecológico con más planes en ese frente para aprovechar los recursos desperdiciados a través de la quema de gas, que son altamente dañinos para el medio ambiente.  Dado que el Bitcoin se puede extraer en cualquier lugar con conexión a Internet, los Asics se pueden instalar haciendo uso de gas que de otro modo se quemaría.

Sin embargo, ahora el experto salvadoreño Navarro desmonta esta teoría.

Fuentes: Telegraph, Bitcoin.com, Zycrypto, archivo

Versión de DiarioBitcoin

Imagen de Unsplash

ADVERTENCIA: Este es un artículo de carácter informativo. DiarioBitcoin es un medio de comunicación, no promociona, respalda ni recomienda ninguna inversión en particular. Vale señalar que las inversiones en criptoactivos no están reguladas en algunos países. Pueden no ser apropiadas para inversores minoristas, pues se podría perder el monto total invertido. Consulte las leyes de su país antes de invertir.