Por Hannah Pérez  

Guía de todo lo que debe saber a la hora de operar o comerciar con Bitcoin u otras criptomonedas en Suecia.

***

Suecia, oficialmente Reino de Suecia, es un país escandinavo ubicado al norte de Europa con una de las extensiones más grande del continente y una población total de más de 10 millones de habitantes.

Con uno de los productos internos brutos más altos per cápita, Suecia se considera el séptimo país más rico y una de las economías más competitivas del mundo. Además, es uno de los países con mayor penetración de Internet: 98% de la población tiene acceso a este servicio. Suecia tiene un sector de tecnología altamente desarrollado y con un creciente interés en proyectos Blockchain. 

En esta nueva edición de “Todo sobre…” se abordan algunas consideraciones sobre la situación actual de las monedas digitales y Blockchain en Suecia; examinando el panorama legal, económico, tecnológico y social aplicable al uso de estos activos y las redes descentralizadas a nivel nacional.

Situación legal

En Suecia el comercio de criptomonedas es legal y aceptado por las autoridades nacionales. Si bien el país carece de una legislación integral diseñada específicamente para regular las monedas digitales y la tecnología Blockchain; las autoridades han brindado suficientes declaraciones e informes que permiten establecer la forma en que se interpretan las criptodivisas dentro de la legislación sueca.

En 2014, la Autoridad de Supervisión Financiera de Suecia (FSA) determinó que el comercio de Bitcoin es un servicio financiero y, por lo tanto, está sujeto a los requisitos obligatorios de ese sector. En este sentido, las empresas criptográficas, como los intercambios, están obligadas a obtener licencias para operar en el país.

Igualmente, tanto el Banco Central como la FSA han establecido que las criptomonedas no se consideran dinero a los efectos de la ley. La autoridad también ha emitido advertencias contra el uso de las ICO, señalando que no están reglamentadas y no están sujetas a su revisión. 

En términos generales, aunque las autoridades han destacado los riesgos asociados a las monedas digitales, el gobierno sueco no ha expresado interés en imponer una regulación estricta al sector criptográfico. El ecosistema Blockchain también goza de un entorno legal favorable, que posiblemente se regulará con mayor rigor en el marco de la Asociación Europea de Blockchain.

Impuestos

Con respecto a la política tributaria, en Suecia los ciudadanos deben declarar anualmente sus transacciones con criptomonedas. El impuesto sobre las ganancias de capital se aplica a las monedas digitales con una tasa fija del 30%.

De lo contrario, los comerciantes pueden recibir facturas de impuesto exorbitantes; tal fue el caso de Linus Dunker, quien en 2019 se vio obligado a pagar USD $1 millón en impuestos por comerciar Bitcoin durante cinco años sin jamás reportar a las autoridades. Por su parte, las pérdidas son deducibles hasta en un 70% si se mantiene como una acción.

Moneda digital nacional: e-krona

Desde la aparición de Bitcoin, Suecia ha visto gran potencial en la adopción de monedas digitales, en especial considerando que el uso de dinero en efectivo no goza de mucha popularidad entre la población sueca. 

Esta tendencia nacional estimuló al Banco Central de Suecia, el Sveriges Riksbank, a plantear en 2016 un proyecto de moneda digital nacional. Este año, la nación europea se convirtió en una de las primeras del mundo en iniciar las pruebas pilotos de su CBDC o moneda digital de banco central denominada e-krona

El Riksbank, el banco central con mayor antigüedad del mundo, lanzó el proyecto piloto en asociación con la consultora Blockchain, Accenture, y ha anunciado que de resultar exitosa la prueba, empezará a utilizar la moneda para simular actividades bancarias cotidianas, como pagos, depósitos y retiros.

El piloto se realizará en dos fases: inicialmente, enfocándose en la emisión de la e-krona entre otros bancos; y posteriormente con la distribución de la moneda digital entre los usuarios particulares.

Minería de criptomonedas

En lo relativo a la minería de criptomonedas, la regulación sueca considera esta actividad como un ingreso por pasatiempo; y, en general, está exenta de impuestos si es realizada por sujetos particulares.

A finales de 2017, en medio de la fiebre del Bitcoin, muchos mineros concibieron a Suecia como una locación con grandes ventajas para extraer criptomonedas; especialmente teniendo en cuenta su energía hidroeléctrica económica y su clima caracterizado por bajas temperaturas. Los precios de la energía en Suecia están muy por debajo del promedio de otros países europeos.

HIVE Blockchain Technologies, una empresa minera de ether (ETH) que cotiza en la bolsa, inauguró en 2018 instalaciones de minería en Suecia, y desde entonces ha continuado expandiéndose hacia otras fronteras. Sin embargo, también se registra que otras empresas del sector han cesado sus operaciones mineras en ese país.

En noviembre de 2018, dos compañías mineras de Bitcoin, NGDC, originaria en Miami, y Chasqui Tech abandonaron sus instalaciones mineras en el condado de Norrbotten, dejando facturas millonarias de electricidad y alquiler, respectivamente. El éxodo del sector posiblemente vea sus razones en la disminución de la rentabilidad de minería de activos como Bitcoin debido a factores como el halving, y los altos costos de los equipos mineros.

Criptomonedas populares

Como en otros países, las criptomonedas que poseen mayor popularidad en Suecia son justamente las que gozan de mejor reputación comercial, destacando el caso de Bitcoin (BTC) y Ether (ETH).

Cabe destacar además que los exchanges que ofrecen servicios para los residentes de Suecia manejan un amplio catálogo de monedas digitales, entre las cuales destacan Litecoin (LTC), XRP de Ripple, Bitcoin Cash (BCH), y muchas otras.

Exchanges operativos

Los interesados en comprar o vender activos digitales en Suecia cuentan con diversas plataformas alternativas que ofrecen servicios de intercambio en euros y corona sueca (SEK).

Safello.com es una plataforma que ofrece un servicio de compra y venta de Bitcoin sin la necesidad de crear una cuenta de usuario y con múltiples métodos de pago; además, permite pagos en euro y coronas suecas. Otros exchanges que operan a nivel local, como DameCoins también prometen comercio de Bitcoin y otras muchas criptomonedas sin la necesidad de identificación del usuario.

Asimismo, los usuarios suecos pueden acudir al comercio en intercambios reconocidos como Binance, Coinbase, CEX.io, Coinmama, entre otros. A estos a su vez se les suman las plataformas de comercio P2P, como LocalBitcoins y Paxful. Cabe destacar que, en la actualidad, no existen cajeros automáticos de Bitcoin u otras criptomonedas en Suecia.

Adopción comercial

A pesar de que Suecia figura como uno de los países con gran interés hacia las monedas digitales, llama la atención que no son muchos los comercios que aceptan pagos con criptomonedas en el territorio nacional.

Así lo refleja información publicada por Coinmap.org, la cual indica que la nación cuenta con poco más de 50 comercios a lo largo del territorio sueco que aceptan criptomonedas como medio de pago. La mayor concentración de estas tiendas se encuentra en la capital, Estocolmo, y en la ciudad de Gotemburgo, ubicada en la costa oeste de Suecia.

Adopcipn comercial de criptomonedas en Suecia
Adopcion comercial de criptomonedas en Suecia

En una breve búsqueda en Coinmap se pudo encontrar que algunos de los comercios que aceptan Bitcoin y otras criptomonedas entre sus métodos de pago son bares, tiendas, cafés, restaurantes, locales turísticos, entre otros.

Adopción Blockchain

La actitud flexible de los reguladores y las autoridades suecas ante las criptomoendas permitió posicionar al país como uno de los líderes del mundo cripto en Europa; especialmenete durante los primeros años de Bitcoin.

En 2014, mucho antes del auge criptográfico, el ciudadano sueco Mathias Sundin se convirtió en el primer político en recaudar fondos para su campaña electoral en criptomoneda; mientras que BTCX Exchange, con sede en Suecia, fue uno de los primeros intercambios cripto en empezar a operar en enero de 2012.

También en Suecia los derivados de Bitcoin aparecieron mucho antes que en Wall Street. En 2015, tras el lanzamiento de un activo denominado Bitcoin Tracker One, respaldado por Bitcoin, el país se convirtió en el primero del mundo en invertir en cripto derivados. De la misma manera, fue una de las primeras naciones en anunciar un proyecto de moneda digital nacional o CBDC; una iniciativa que se retrasó inicialmente debido a la falta de aprobación de la población pero que el gobierno retomó con energía este 2020.

El gobierno del país escandinavo a su vez ha destacado como pionero en la adopción de Blockchain. En 2016, la autoridad de registro de tierras de Suecia y un grupo de bancos empezaron a usar la tecnología distributiva para la inspección y venta de propiedad. Más recientemente, el Riksbank ha anunciado planes para establecer un centro de innovación de monedas digitales.

El país además alberga numerosas empresas cripto y Blockchain, entre ellas, Bitrefill, especializada en gift cards y recargas telefónicas con activos digitales. Si bien Suecia parece haber disminuido el impulso inicial de proyectos Blockchain en los últimos años; el enfoque cuidadoso y sistemático ante las innovaciones tecnológicas lo ha convertido en un líder europeo y mundial.

Todo sobre Bitcoin y las Criptomonedas en el mundo

Artículo de Hannah Estefanía Pérez / DiarioBitcoin

Imagen de Jon Flobrant  en Unsplash