Por Angel Di Matteo   @shadowargel

DiarioBitcoin entrevistó al CEO de TKCoin.org, Santiago Cassina, quien ofreció detalles en relación a los objetivos del proyecto y los planes que tienen para el mismo de cara al futuro.

***

Sin duda alguna, las monedas digitales trajeron importantes cambios de cara a la economía bajo la cual todos estábamos sujetos hace unos cuantos años. El hecho de que los usuarios sean completamente responsables del manejo de sus fondos, puedan transferir valor a bajo costo sin terceros de confianza, gocen de cierto anonimato y operen con total transparencia abre oportunidades para casos de uso muy interesantes.

A pesar de que las monedas digitales se están haciendo cada vez más populares, uno de los problemas importantes con los que lidian quienes quieren hacer uso de estos activos es la complejidad que podría suponer su uso. El no entender los aspectos básicos relacionados con las criptomonedas podría derivar la pérdida total de los fondos respectivos, lo cual podría ser aún más catastrófico para personas que ven a estos activos como una alternativa para proteger sus ahorros en economías problemáticas.

Por ende, a la luz de los problemas económicos presentes en países como Argentina y el creciente interés por estos activos, iniciativas sin fines de lucro como EDUCity / EDUShop buscan promover espacios seguros de formación para las personas con menos experiencia en el manejo de criptomonedas, con lo cual es posible probar en un entorno de pruebas todos los procesos vinculados al uso de las monedas digitales.

Sobre EDUCity y EDUShop

EDUCity y EDUShop son dos plataformas vinculadas al ecosistema de TKCoin, las cuales fueron diseñadas por Santiago Cassina, licenciado en Análisis de Sistemas de la Universidad Nacional de Salta (UNSa), quien también figura como CEO del proyecto en general.

Por parte de EDUCity, se trata de una plataforma que simula un fichero con instituciones estatales pertenecientes a una ciudad. Cada una de estas cuenta con un código QR y una dirección para transacciones cripto, los cuales servirán para que los usuarios practiquen realizando transacciones ficticias para el pago de servicios o donativos. En cuanto a EDUShop, acá tenemos a una tienda ficticia en línea donde las personas podrán realizar pagos para adquirir productos ficticios.

Ambas plataformas están basadas en el uso de EDUCoin (EDU), una moneda totalmente gratuita que se utiliza a través de un software llamado TKWallet, el cual servirá como interfaz para la recepción, almacenamiento y envío de dichos tokens simulando todas las funciones que ofrece cualquier monedero para las criptomonedas popularmente conocidas.

El equipo responsable hace la aclaratoria de que los tokens EDU no tienen ningún tipo de valor comercial, por lo que nadie debería comprarlos o venderlos con dinero real en ninguna plataforma. Quienes deseen obtener más EDU para realizar más pruebas, simplemente deben solicitarlos a través del formulario dispuesto en la página oficial.

Entrevista al CEO de TKCoin

Para conocer más sobre esta iniciativa educativa, DiarioBitcoin entrevistó al CEO de TKCoin.org, Santiago Cassina, sobre los objetivos de este proyecto y los planes que tienen para el mismo de cara al futuro.

—Cuéntenos sobre el panorama en Argentina para las criptomonedas ¿Cómo ve la adopción y uso de las mismas a nivel local?

Santiago Cassina CEO TKCoin
Santiago Cassina, CEO TKCoin

—En Argentina, actualmente, el panorama no está claro. Mucha gente que escucha o lee sobre Bitcoin o criptomonedas relaciona estos temas con trading, especulación, riesgos y estafas. No comprenden lo que significan los fundamentos de Blockchain, la independencia y la soberanía; y pocos se interesan por investigar.

Pienso que pasa lo mismo con cualquier cosa, hoy en día la gente está mal acostumbrada a la inmediatez, a tener todo a mano sin interesarse en cómo funcionan las cosas, sean dispositivos tecnológicos, procesos o conceptos, es como querer ver el final de la película en lugar de disfrutarla por completo. Esta cultura de “prefiero velocidad a precisión” termina generando pérdidas lamentables, tanto de bienes materiales, dinero y hasta incluso vidas, y lo digo a riesgo de parecer dramático o exagerado.

La adopción y el uso a nivel local se van a ir generalizando con el correr de los años, creo que primero van a ser los niños y jóvenes los que se introduzcan en el tema, ya que son los que más contacto tienen con la tecnología y la usan desde la cuna. Pero hay que ser conscientes de que si no se incorporan contenidos referidos a educación financiera, seguridad y privacidad desde la propia educación inicial, vamos a sufrir consecuencias que, en casos de “grooming” por ejemplo, ya las estamos sufriendo desde los inicios de internet con el auge de las salas de chat.

Al ser conscientes de los riesgos podremos ser precavidos sin ser paranoicos o miedosos. Con respecto a las criptomonedas hay que comprender cuáles son los riesgos para evitar malos momentos, y entender qué tan responsables debemos ser al trasmitir estas enseñanzas a nuestros hijos, padres, amigos y educandos.

—Sobre EDUCity, EDUShop y EDUCoin ¿Cómo nacen estas iniciativas? ¿Qué problemas se plantean abordar con este proyecto?

—EDUCoin nace con la idea de acercar las criptomonedas a la gente hablando su mismo idioma, con esto me refiero a la moneda local. Para lograr una adopción masiva se puede, por un lado, imponer legalmente el uso de algo y, por el otro también podrías intentar lograr un equilibrio entre lo que la gente quiere / puede hacer y lo que el sistema ofrece. Por ello es que EDU nominalmente cotiza a un peso argentino, para que la gente tenga un valor de referencia fijo sin romperse la cabeza convirtiendo a dólar y luego a pesos o viceversa.

EDUShop y EDUCity brindan de manera directa y simple la experiencia de pagos y cobros online con criptomonedas, ya sea con escaneo de códigos QR o copiando y pegando direcciones y montos.

Son casos prácticos sin riesgos que generan conciencia de que cuando se comete un error, la transacción es irreversible. De manera indirecta también se puede acceder al explorador Blockchain para ver efectivamente y en tiempo real qué sucede en el libro contable de esta plataforma, sin grandes complicaciones para los usuarios principiantes pero con herramientas avanzadas para aquellos que quieran curiosear un poco más.

—¿Cómo ha sido la receptividad por parte de los usuarios? ¿Han logrado algún tipo de alianza con entidades estatales?

—El proyecto comienza a tomar forma en febrero de 2021, y se lanza en mayo de este año, por lo tanto a la fecha no ha cumplido ni dos meses de su lanzamiento oficial. Hemos tenido gente al principio que pensaba que esto era o una estafa o una manera de hacer HODL para sacar rentabilidad en unos años. Costó un poco al principio transmitir el espíritu del proyecto pero en el grupo de Telegram han quedado aquellos participantes que comprenden el poder del uso educativo de esta plataforma.

Hoy puedo decir que está consolidada como una plataforma educativa en la percepción de los usuarios actuales. Incluso hay docentes que la utilizan para mostrar a sus alumnos de manera práctica las bondades de esta tecnología.

No contamos aún con ninguna alianza privada, pública o estatal. Todo sale de corazón desde aquí dentro con el principal objetivo de transmitirle a la gente conocimientos sobre todos a aquellos que más les cuesta, ya sea por una falta de educación financiera, imposibilidad de estar bancarizados, desconocimiento o desinterés.

—¿Qué planes tienen a futuro para el proyecto? ¿Qué otras cosas vienen en camino?

—A futuro esperamos poner a disposición de la gente la criptomoneda TKCoin, cuyo nombre podría leerse como “take coin”, valuada de manera estable contra un peso argentino, para que aquellos que quieran participar de manera activa con dinero real puedan hacerlo en transacciones de pequeños montos.

Vamos a seguir generando contenido y material educativo para que la gente pueda capacitarse y lograr al menos una comprensión del tema en general para luego, en caso de elegir cualquier criptomoneda de las miles existentes, sean conscientes de los mínimos niveles de protección que deben tener y poder adentrarse en un territorio que, a pesar de ser quizás desconocido, no lo caminarán totalmente a ciegas.


Más información

Si desea conocer más sobre TKCoin, EDUCity, EDUShop y EDUCoin, le invitamos a visitar los canales oficiales del proyecto:


Con información de la página web de TKCoin

Artículo y entrevista de Angel Di Matteo / DiarioBitcoin

Imágenes cortesía de Santiago Cassina