Por Andrés David Martinez   @Andres_M14


Graham Clark, el adolescente de 17 años acusado de ser el autor principal del hackeo masivo de Twitter, tiene un patrimonio de más de USD $ 3 millones en Bitcoin, el cual poseía ya antes del ataque, mientras que su fianza luego del arresto quedó fijada en USD $725.000. 

***

Graham Ivan Clark, de 17 años de edad, acusado de orquestar el ataque masivo a más de 130 cuentas de personalidades y empresas en Twitter el 15 de julio para promover una estafa, tiene un patrimonio de más de USD $ 3 millones en Bitcoin.

El abogado de Clark, David Weisbrod, informó sobre los activos en una audiencia judicial el sábado, según informó el Tampa Bay Times el domingo. Clark tiene 300 bitcoins (actualmente por valor de unos USD $3,35 millones).

Los fiscales dijeron que los bitcoins seguramente fueron obtenidos ilegalmente, dada la “conducta” de Clark, refiriéndose al ataque de Twitter. Weisbrod negó esa afirmación, diciendo que Clark fue objeto de una investigación penal el año pasado y que en ese momento los fiscales le incautaron a Clark unos 15.000 dólares en efectivo y una cartera con 400 bitcoins.

Los fiscales se negaron a acusar a Clark en ese momento, dijo Weisbrod, y le devolvieron tanto el efectivo como el acceso a los 300 bitcoins. Weisbrod argumentó que eso legitimaba ese Bitcoin. “No se me ocurre mayor indicación de legitimidad que la devolución del dinero por parte de las fuerzas del orden“, sentenció Weisbrod.

El abogado de Clark no mencionó por qué las autoridades devolvieron únicamente 300 BTC de los 400 incautados ni tampoco ofreció detalles de cómo se llevó a cabo ese decomiso en aquel momento.  No se indicaron detalles sobre si los bitcoins los tenía en una cartera de hardware o en la computadora.

Mientras tanto, en la audiencia del sábado, los fiscales fijaron una fianza de USD $ 725.000 dólares para Clark, seis veces más de lo que se le acusa que robó a través del hackeo de Twitter (USD $120.000).

30 cargos por delitos graves

Clark fue arrestado el pasado viernes 31 de julio y enfrenta a 30 cargos por delitos graves al promover una estafa para robar Bitcoin usando las cuentas de Twitter de personas reconocidas

Entre ellos figuran 17 cargos de fraude en comunicaciones, 11 cargos de uso fraudulento de información personal, así como un cargo de allanamiento de un dispositivo electrónico y otro cargo más por fraude organizado. Los fiscales se refieren a él como el “cerebro” de la operación.

Otras dos personas también han sido acusados por su presunta participación en el pirateo: Mason Sheppard, de 19 años, residente en el Reino Unido, y Nima Fazeli, de 22 años, residente en Florida.  Ellos se enfrentan a cargos federales ya que son adultos, mientras que Clark se enfrenta a cargos estatales por ser menor de edad.

El papel de Sheppard y Fazeli era un poco más secundario. Estos habrían sido reclutados como intermediarios para “manipular” a los empleados de Twitter para que cedieran el acceso a los sistemas internos de la empresa.

Twitter mismo reveló que obtuvieron acceso a través de un esquema de “ingeniería social” que usó un “ataque de spear-phishing telefónico“.

El New York Times había informado de que los hackers accedieron inicialmente al canal de comunicaciones interno de la empresa a través de la plataforma Slack, antes de conseguir comprometer el acceso de uno de los empleados de la plataforma.


Lecturas relacionadas


Fuentes:Coindesk, TheBlock

Versión de Andrés Martínez /DiarioBitcoin

Imagen de Unsplash