Por Hannah Pérez  

El mercado de los NFT sigue creciendo este 2021. En febrero, un solo coleccionable digital se vendió por USD $1.500 millones.

***

El interés por el arte digital basado en Blockchain está creciendo más allá de las fronteras del criptoespacio.

Los principales proyectos de NFT (tokens no fungibles), también llamados cripto-coleccionables, generaron ingresos de USD $ 375 millones durante el mes de febrero. Según datos del portal CryptoSlam, los cinco proyectos de NFT más populares del espacio reunieron la mayor parte de las ganancias.

Entre todos los proyectos, NBA Top Shot, la compañía de coleccionables digitales basados en Blockchain respaldada por la NBA, se llevó la mayor parte del volumen de ganancias. Aunque las ventas de NBA Top Shot se vieron eclipsadas por unas curiosas piezas coleccionables que fueron las más costosas.

Los NFT o tokens no fungibles son activos digitales únicos que no se pueden copiar ni replicar. Esta característica puede resultar en escasez e influir en su demanda y valor. Los NFT pueden contener obras de arte, música, cine, relacionarse con juegos, deportes: básicamente pueden contener cualquier artículo digital.

Un solo NFT se vende por millones de dólares

El NFT más costoso que se vendió durante febrero fue la pieza “Simio con sombrero de fedora“, del proyecto Crypto Punk, el cual se vendió por una suma de USD $ 1 millón 545 mil en Ethereum. De hecho, la mayoría de los NFT más costosos los vendió Crypto Punk.

Creados por la empresa Larva Labs, los CryptoPunks son una colección NFT de avatares de estilo “pixel-art“, que han conservado su estatus como algunos de los coleccionables digitales más caros. En su mayoría son rostros humanos, pero también incluyen simios y zombis.

Colección de Crypto Punks, imagen tomada de la cuenta de Twitter de Larva Labs

Aunque no son nuevos (se crearon en 2017), en las últimas semanas sus ventas han crecido significativamente. En los últimos 30 días han vendido más de USD $ 80 millones.

Entre los NFT que mejor se comercializaron en febrero están el “Simio con un pañuelo“, que vendió por una suma de USD $ 1 millón 199 mil en Ethereum. También el Simio con gorro de punto y cortinas pequeñas“, que se vendió por USD $ 1 millón 69 mil.

Varios de los coleccionables de arte de Hashmasks, basados ​​en Ethereum, también se vendieron por cantidades exorbitantes. Durante el mes pasado, la llamativa pieza de arte Hashmask 6718 se vendió por casi 500 millones de dólares. En total, el proyecto recibió USD $28,3 millones en la criptomoneda ether por la venta de varias de sus piezas durante febrero.

Hashmasks 6718, imagen tomada de CryptoSlam

Mientras tanto, otros grupos dedicados a los cripto-coleccionables también generaron importantes ganancias. Después de NBA Top Shot, Crypto Punks y Hashmasks, la plataforma de coleccionables digitales de la industria deportiva, Sorare, fue la cuarta en generar mayor volumen de ingresos. Sorare registró un total de USD $10 millones, seguida del proyecto Art Block, con USD $7 millones.

Particularmente la colección de NBA Top Shots, que contiene varios aspectos destacados de los partidos de baloncesto, percibió un aumento de ventas en más de un 434%, según Decrypt. Más de 85.000 usuarios realizaron 1,25 millones de transacciones.

A pesar de ser el proyecto con mayores ganancias, cada token coleccionable es considerablemente más económico que los mencionados anteriormente. Algunas de las NFT de Top Shots más caras fueron “LeBron James 2019-20” del set “Cosmic”, que se vendieron por más de USD $ 200.000.

NFT de NBA Top Shot

Pero, ¿por qué son tan costosos?

La industria de los NFT se está volviendo cada día más popular. Con la entrada de cientos de celebridades, millonarios e influencers a este espacio, los coleccionables digitales se están haciendo más costosos. Actualmente, la cantidad de sus usuarios de proyectos NFT crece, y muchos parecen dispuestos a pagar miles de dólares por estos curiosos artículos tokenizados.

De acuerdo con un reportaje de CNBC, que cita un estudio de NonFungible y L’Atelier, el valor total de las transacciones NFT se cuadruplicó a USD $250 millones el año pasado. Por su parte, la cantidad de billeteras digitales que las comercializan casi se duplicó a más de 222.179, mientras que algunos comerciantes pudieron obtener ganancias de más de USD $ 100.000.

Al parecer del analista del equipo de análisis centrado en criptografía Quantum Economic, Pedro Febrero, quien conversó con el medio Decrypt, los NFT se han convertido en “un método emergente para almacenar y compartir valor”.

De hecho, muchos famosos se están incorporando a la creciente industria. Entre ellos, algunas estrellas de Hollywood como Paris Hilton, Ashton Kutcher y Lindsay Lohan ya han vendido sus propios NFT por varios miles de dólares. La tendencia también ha recibido al propietario multimillonario de los Dallas Mavericks, Mark Cuban, quien ha subastado productos digitales en línea y es dueño de algunos NFT.

Mientras el mercado de tokens coleccionables experimenta una euforia explosiva, llamando la atención por sus costos escandalosos, algunos establecen un paralelismo con el auge de las ICO (oferta inicial de moneda) en 2017. Esta es la opinión de Charlie Lee, el fundador de Litecoin, quien no es demasiado optimista con el florecimiento de los NFT.

Pocos mantendrán y tendrán valor, la mayoría no lo hará”, dijo Lee trazando una analogía entre las ICO y los NFT. 

Fuentes: Decrypt, CryptoSlam, CNBC, CryptoSlate,

Versión de Hannah Estefanía Pérez / DiarioBitcoin

Imagen de Hashmasks