Irán revela características de su criptomoneda nacional como respuesta a sanciones de EE UU

Se llamará, como la moneda fiat del país: el “rial”, y está desarrollada con la tecnología Hyperledger Fabric.


La república de Irán ha revelado detalles sobre su criptomoneda nacional en respuesta a las sanciones económicas dirigidas por los Estados Unidos.

Según Informatics Services Corporations (ISC), un organismo afiliado al banco central, la criptomoneda futura de Irán, el Rial digital,  está desarrollada con la tecnología de código abierto Hyperledger Fabric, de la Fundación Linux. En contraste con las criptomonedas descentralizadas, como Bitcoin, que se emiten de acuerdo con una fórmula matemática, el Rial digital de Irán se lanza en función de la decisión de su banco central. Dicho esto, la moneda digital iraní no se puede extraer, y solo se puede acceder a sus registros de transacciones en una cadena de bloques privada.

“Se supone que la infraestructura es un ecosistema disponible para los bancos iraníes y las empresas activas en el área de las criptomonedas después de haber sido probada y revisada”, informó el medio IBENA.

ISC también aclaró su intención de utilizar el rial digital como un instrumento de pago interbancario en la fase uno y medio de pago local en la fase dos.

Saeed Mahdiyoun, subdirector del Consejo Supremo del Ciberespacio (CCE), una agencia afiliada al gobierno que supervisa la regulación del borrador de la moneda digital iraní, dijo a un diario de ese país que el presidente de Irán, Rouhani, había apoyado su iniciativa. Al hacerlo, el jefe del Estado quiere liberar a Irán de la presión de las tácticas económicas de la administración Trump.

El representante de SCC, sin embargo, evitó revelar detalles sobre el plan de despliegue de la moneda.

Irán eliminará posición contra Bitcoin

Mahdiyoun también afirmó que el Banco Central de Irán también podría terminar su postura sobre el uso de las criptomonedas convencionales, incluidos Bitcoin y Ethereum, a fines de septiembre. En la actualidad, las autoridades no permiten que los ciudadanos realicen operaciones relacionadas con criptomonedas para prevenir cuestiones de lavado de dinero y ha impuesto castigos a los culpables.

Al mismo tiempo, los iraníes parecen no verse afectados por la prohibición impuesta de criptomonedas. Golpeados por un Rial (la moneda local) que se debilita y oprimidos por las restricciones de capital respaldadas por el Estado, los ciudadanos iraníes están continuamente respaldando su dinero en activos comparativamente más seguros como el oro y Bitcoin. Los intercambios locales de Bitcoin en el país experimentaron últimamente altos volúmenes de criptomonedas, y el valor de Bitcoin alcanzó los USD $ 20.000 en el mercado clandestino regional. En conjunto, los iraníes ya han gastado USD $ 2,5 mil millones en comprar criptomonedas y evadir las restricciones del Estado.

Irán está tomando todas las medidas posibles contra las sanciones lideradas por Estados Unidos, comenzando con una batalla judicial abierta con Washington. Teherán tiene previsto desafiar a la administración de Trump en la Corte Internacional de Justicia de la Organización de Naciones Unidas. En otra medida estricta pero aparentemente ineficaz, Irán ha destituido a su ministro de Finanzas.

Irán también continúa ganando apoyo internacional. Después de Qatar, que había prometido una ayuda de USD $15.000 millones a Teherán, la Unión Europea, uno de los aliados más influyentes de EE UU, también prometió alrededor de USD $21 millones en asistencia para el país de Medio Oriente.

El Rial iraní, mientras tanto, continúa en una espiral de caída frente al dólar estadounidense. El par ha bajado de 48.906 riales por dólar a 42105 riales por dólar estadounidense, en solo en una semana.

Fuente: CoinDesk

Traducción de DiarioBitcoin

Imagen de Wikimedia

 

Advertisements

Suscríbete a nuestro boletín

* campo requerido