Banco Central de Ucrania explica por qué el país no llega a un consenso sobre las criptomonedas

 

Aunque el gobierno ucraniano se muestra tajante –al menos por ahora–, también deja claro que las criptomonedas no serán prohibidas porque no existen enmiendas que así lo justifiquen.

***

El 26 de septiembre Diario Bitcoin informó sobre la negativa de las autoridades ucranianas a reconocer a Bitcoin como una moneda legal. Y es que uno de los altos ejecutivos del Banco Nacional afirmó que, debido a la mala reputación de la criptodivisa en algunos países y a la carencia de un emisor central, no podían tener fe en Bitcoin como un medio legal para realizar transacciones. La verdad es que aún no se asume una posición unificada entre los reguladores, aunque el vicegobernador del Banco Nacional de Ucrania, Oleg Churiy, ha querido aprovechar el Foro Financiero organizado por el grupo ICU para concretar y definir mejor el panorama.

En estos momentos no hay unanimidad. Contamos con un grupo de trabajo a nivel de las autoridades estatales y estamos tratando de llegar a una posición común”.

De acuerdo a lo estipulado por Churiy, los legisladores de todo el mundo se encuentran en una verdadera encrucijada, pues el desafío de regular las criptomonedas acarrea dos interrogantes principales que deben ser contestadas: la primera es “¿qué son?” y la segunda “¿qué hacer con ellas?”. El detalle está en que, según el alto ejecutivo, muchos reguladores ni siquiera han encontrado la respuesta a la primera pregunta, de modo que nunca han podido pasar a la siguiente.

Asimismo, el vicegobernador del Banco Nacional señaló algunos detalles sobre los enfoques adoptados por otros países: en el caso de Japón, las criptomonedas fueron legalizadas y tanto las casas de cambio como el resto de los servicios que manejan dinero virtual debieron cumplir con una serie de requerimientos preventivos impuestos por la Agencia de Servicios Financieros del territorio, entre los que destacan las normas de Anti Money Laundering (AML) y los procedimientos Know Your Customer (KYC). Sin embargo, también hay países que se han mostrado tajantes en la prohibición de las criptodivisas, como Bangladesh, Islandia, Vietnam y Ecuador, del mismo modo en que otros aún cuentan con una clara división de opiniones al respecto, como es el caso de Rusia y China. Eso sí, en ambos países las restricciones se aplican en instituciones y empleados, pero las actividades de minería no son ilegales para los usuarios comunes.

Pero las cosas no quedan ahí, ya que Churiy agregó que cuando los legisladores europeos se comunican con el Fondo Monetario Internacional sobre los criptoactivos, la institución siempre los remite a la directiva del banco principal del continente. El representante del Banco Nacional insiste en que no está claro qué hacer; además expresó:

Hemos llegado a la conclusión de que las criptodivisas no son monedas, ya que no cuentan con un emisor central o activo. No podemos reconocerlas como un medio de pago y el único activo de curso legal en Ucrania será la divisa nacional; pese a ello, no existe ninguna regulación, ninguna ley, que estipule que las criptomonedas están prohibidas en el país”.

Además de “¿qué son?” y “¿cómo deben ser reguladas?”, Churiy aclaró al medio Financial Club que aún hay un componente fiscal en el asunto, pues señaló que, aunque los ciudadanos de Ucrania están obligados a declarar sus ingresos y pagar impuestos, el gobierno del país no cuenta con las herramientas para administrar los pagos tributarios relacionados con las criptomonedas.

Durante el mes agosto, tres legisladores ucranianos declararon ganancias en Bitcoin valoradas en 47 millones de dólares. Churiy afirma que desconoce cómo van a pagar los impuestos, pero reconoce que al menos dieron el primer paso; otro punto de importancia es el monitoreo financiero, ya que el vicegobernador del Banco Nacional declaró que el GAFI (Grupo de Acción Financiera) también tiene requisitos asignados a los criptoactivos.

A principios de septiembre, el diputado del común en Ucrania, Oleksiy Mushak, sugirió que las divisas virtuales podrían verse sujetas a impuesto del 5% sobre la diferencia entre la compra y venta, y que podría ser necesario que los operadores de cambio renovaran sus licenciadas cada 2 o 3 años.

Aunque las autoridades todavía no llegan a un consenso, el líder del Comité Verkhovna Rada sobre banca y política financiera, Sergey Rybalka, afirmó que ya se ha iniciado un proyecto de ley sobre el dinero electrónico. Según Rybalka, para lograr tal objetivo se recopilaron opiniones y sugerencias de los representantes del Banco Nacional, el Ministerio de Hacienda y otras agencias estatales.

Mientras tanto, para finales del año, se espera que hayan instalados unos 150 cajeros automáticos Bitcoin de Cryptomat en toda la nación, de los cuales entre 20 y 30 estarán asentados en la capital ucraniana. Estos terminales dan soporte al comercio de Bitcoin y Ethereum y no requieren la identificación del usuario.

Fuente: Bitcoin.com.

Versión de Gustavo López para Diario Bitcoin.

Imagen extraída de Pixabay.

Advertisements

Suscríbete a nuestro boletín

* campo requerido