Francia se encamina hacia una posible regulación de Bitcoin

Torre-Eifel

El Senado francés ha publicado un nuevo informe, el cual se centra en el tipo de regulación que el Gobierno debería aplicar a las transacciones Bitcoin.

Bajo el título de «Reglamento de cara a la innovación: las autoridades públicas y el desarrollo de las monedas virtuales», el informe surge a razón de una reunión del comité de finanzas el 23 de julio y se basa en lo discutido entre el presidente del comité, Philippe Marini y el miembro del Senado, Francois Marc.

Además esta resolución fue inspirada en los resultados de una reunión conjunta en la que participaron represantantes por el Senado, la tesorería, las aduanas, el Banco de Francia, TRACFIN (organismo que se ocupa de temas de lavado de dinero) y especialistas Bitcoin en enero de este año.

Además de analizar el tipo de regulación que Francia debe adoptar, el informe analiza las regulaciones utilizadas en otros países de todo el mundo, y los posibles usos de la moneda digital en el futuro.

Aunque se señale claramente que Bitcoin – por ahora – no es más que un tipo de herramienta de trueque virtual, el documento exhorta la importancia de establecer regulaciones sobre la misma ya que es necesario plantear cuestiones jurídicas y económicas, que ya no puede ser ignorada por parte de las autoridades públicas la relevancia que tiene hoy por hoy la criptomoneda.

También sigue siendo optimista sobre la gran cantidad de oportunidades que Bitcoin puede ofrecer. Sin desconocer los riesgos relacionados con su «volatilidad, el anonimato y la falta de garantías legales», subraya los posibles usos de la moneda como un «sistema de pagos y un protocolo de validación descentralizada».

Un enfoque medido

Como se mencionó en el discurso del Ministro de Finanzas el mes pasado, el informe muestra que Francia no está muy interesada en la imposición de regulaciones demasiado estrictas sobre Bitcoin. Como tal quiere mantenerse en una posición intermedia entre los enfoques y normas establecidos por países como China, Japón o Rusia en contraposición a los adoptados por Estados Unidos, Canadá o Israel, es decir, no ser tan rígido pero tampoco tan abierto con respecto a la moneda digital.

Reconociendo la inutilidad de establecer diferentes políticas nacionales, dada la naturaleza del tema, el informe propone un marco regulatorio que se establezca a nivel europeo, o con suerte a nivel internacional.

El informe puede mostrar una óptica muy positiva para los usuarios Bitcoin del país europeo, quienes se sienten muy optimistas sobre el impacto que pueda tener la moneda digital a futuro, como es el caso del co-fundador de Bitcoin France y de Maison du Bitcoin, Thomas France.

France comentó a CoinDesk que aunque el escenario Bitcoin sólo estaba empezando a tener impacto en el país, los marcos jurídicos están poniendo en marcha políticas impulsadas por el gobierno para brindar apoyo a emprendedores y empresas relacionadas a la moneda digital, por ello es importante el alentar a los usuarios e incitarlos a involucrarse en el tema.

Esta no es la primera vez que el gobierno francés ha emitido regulación sobre Bitcoin. En julio, se publicó un informe que pide la tributación del IVA y una mayor transparencia en todas las transacciones hechas con divisas digitales. El documento dice puntualmente lo siguiente:

«Creemos que Francia debería dejar que la gente trate, invierta y desarrolle negocios con Bitcoin».

Advertisements

Related posts