Por Alyst Castro   @alystcastro


Hablemos de las dApp, aplicaciones descentralizadas y seguras; conozca sus diferencias con las App tradicionales, cómo funcionan y su estrecha relación con la tecnología Blockchain.

***

Hoy en día deben quedar pocas personas que no hayan oído hablar de una App o que no tengan por lo menos una idea de lo que son y para qué sirven. Sin embargo, para comprender mejor el tema que abordaremos, comenzaremos aclarando conceptos.

¿Qué es una App?

Una App es una aplicación de software que se instala en dispositivos móviles o tablets para ayudar al usuario en una labor concreta, ya sea de carácter profesional, educativo o de entretenimiento. El objetivo es facilitarnos la consecución de una tarea determinada o asistirnos en operaciones y gestiones del día a día.

Todos sabemos qué es Instagram, Facebook, Twitter o Youtube; diariamente utilizamos estas aplicaciones o redes sociales. Lo que podríamos no saber es que cada uno de estos servicios tienen la característica en común de operar de forma centralizada, por lo que dependen directamente de un ente central (normalmente una empresa) que puede tomar decisiones sobre dichas plataformas sin necesidad de tener en cuenta o preguntar a sus usuarios.

Por ejemplo, el video que Ud. sube a Facebook es suyo, pero es la empresa que opera la aplicación la que decide si se publica o no, bajo qué condiciones se publica o si el contenido afecta o no al resto de sus usuarios. Esto constantemente genera quejas, confusiones y abre espacio para arbitrariedades, porque dichas decisiones son tomadas de forma subjetiva, atentando contra la imparcialidad, neutralidad e igualdad que debería caracterizar al servicio.

De hecho, son muchos los usuarios cripto que tienen canales de Youtube que se han quejado del cierre arbitrario de su espacio por parte de la empresa. Algunos de ellos han dicho, precisamente, que las dApps son una solución.

Entonces, ¿qué es una dApp?

Una dApp es una aplicación descentralizada, es decir, una app que no depende de un sistema central, sino que depende de la comunidad de usuarios que la utilizan. De esta manera, los usuarios se relacionan directamente entre ellos y son estos los que establecen los consensos sin que exista una entidad máxima que gestione el servicio.

En este nuevo modelo los usuarios tienen un completo dominio de los datos, y esto no compromete de ninguna manera el funcionamiento que proveería una app tradicional. Se podría crear, enviar, y recibir toda clase de información, además de poder usarla en distintos dispositivos, o acceder a esta vía web.

¿Cómo funcionan las dApps?

Partiendo de que ya la mayoría de los lectores tiene conocimientos sobre la técnología Blockchain, podemos decir que el funcionamiento de las dApps es muy similar a una red de bloques. De esta manera, los usuarios de una misma dApp actuarían conjuntamente como un notario colectivo de cualquier movimiento que se realiza en esa plataforma.

En realidad, nadie debe dar su consentimiento de forma manual, sino que todo funciona de manera automática y el propio sistema se encarga de corroborar la validez de cada interacción a través de un contrato inteligente, es decir, un programa informático que se ejecuta a sí mismo cuando se cumplen las condiciones programadas en su código. Sin embargo, para profundizar en el funcionamientos de las dApps, resultará muy útil establecer las diferencias entre estas y las Apps tradicionales.

App vs dApp

dapp app
Imagen producida por Alyst Castro

En la arquitectura de las aplicaciones, tanto tradicionales como descentralizadas, existe lo que llamamos Frontend, o la parte del cliente, es decir, “lo que se ve”, la herramienta que se diseña para que exista la interacción entre el usuario y la aplicación. En este aspecto, ambas aplicaciones son bastante similares.

Las diferencias se encuentran en la metodología de funcionamiento y el almacenamiento de la información, Backend (laparte interna que no ve el usuario): En las Apps tradicionales la información se almacena en los servidores o en la sede central. Aunque esto tiene ciertas propiedades, destacan muchas desventajas como posibles hackeos (tanto a nuestras cuentas como a la empresa propietaria) y el hecho de que si la empresa desaparece, los datos también lo harían.

En una dApp todo tiene que ser descentralizado, es decir, tiene que funcionar de forma autónoma sin que ninguna entidad la controle, dejando todo el poder de decisión sobre la misma, en su comunidad de usuarios. Para ello, todos los datos quedan almacenados en una red Blockchain, haciendo que la información de las transacciones realizadas quede encriptada y almacenada de forma inmutable, pública y segura.

Además, cada nodo de la red tiene una copia actualizada de esa Blockchain. Con esto se asegura que la información solo puede ser vista por quien la origina y el resto solo puede verificar su validez (es decir, la ocurrencia de un evento, pero no los datos de quien lo llevó a cabo).

Las dApps y su vínculo a la Tecnología Blockchain

Aunque no lo parezca, la idea de las dApps no es reciente, de hecho, lleva bastante tiempo en funcionamiento.

No obstante, las dApps llegaron realmente a su auge en el 2015 tras el lanzamiento de la red de Ethereum y su lenguaje Solidity, junto a su objetivo de convertirse en una Blockchain capaz de ejecutar aplicaciones libres de la intervención de terceros (descentralizadas), y gracias a su muy valiosa capacidad para realizar smart contracts.

Para algunos autores se puede considerar a Ethereum mismo como una dApp Blockchain, ya que cumple con las principales características de una: es una plataforma descentralizada y está basada en la tecnología Blockchain. Sin embargo, en este orden de ideas, la primera dApp Blockchain con una exitosa estructura y funcionamiento es Bitcoin, logrando la adquisición de productos y servicios, por medio de un pago y una moneda virtual, sin que exista una autoridad o ente de control que sea responsable de su emisión y registro de los movimientos.

Por otra parte, una dApp basada en Ethereum que se hizo muy popular fue CryptoKitties, unos gatitos virtuales de colección. Ella abrió las puertas a decenas de coleccionables Blockchain de temas deportivos y lúdicos.

Es por todo lo antes expuesto que se mezclaron los ingredientes necesarios para terminar de popularizar las dApps y resaltar su funcionamiento junto a la tecnología Blockchain. Esto a su vez, amplia la versatilidad y expande el campo de implementación de dicha tecnología, ya que crea nuevas formas de interacción entre los usuarios, el mundo real y el virtual.

Fuentes:  Bit2me Academy, Instituto Universitario de Técnología Aplicada, BBVA

Artículo de Alyst Castro /colaboradora de DiarioBitcoin

Imagen de Pixabay