Una pastelería venezolana acepta Bitcoin como alternativa al control de cambio

La venta de productos y servicios en bitcoins en Latinoamérica es una tendencia que va en aumento gracias a la facilidad en transacciones, pagos y de ahorro en cualquier tipo de cambio que ofrece la criptomoneda


Tortas de boda, pasteles de bautizo y ponqués son la especialidad de Tortas Don Eduardo, torta bodafundada hace más de 4 años por el chef repostero Guillermo Eduardo Hernández y que hace 2 años tomó la vanguardia en los negocios venezolanos al aceptar bitcoins como forma de pago.
La decisión de Hernández de adoptar la criptomoneda en su vida laboral vino por varios trabajos informáticos que ejerce desde su casa vía web, que compagina con su posición de chef repostero en Tortas Don Eduardo, y que le presentaron Bitcoin como una opción rentable a tomar en cuenta. “Al principio el concepto de Bitcoin es extraño, pero si trabajas en la web como yo o si te sientas a investigar el asunto resulta que es una posibilidad a la hora de hacer negocios”, asegura el pastelero.

Entre las principales razones por las que Hernández adoptó el bitcoin se cuentan su valor en el mercado, su crecimiento como moneda y las facilidades que ofrece a la hora de hacer cualquier tipo de transacción, además de ser en una forma eficiente de ahorro.

En el caso de Venezuela, Bitcoin adicionalmente constituye una alternativa ante el control cambiario, permitiendo que las personas tengan ingresos y acumulen ganancias en moneda extranjera. “El bitcoin no está regulado por las leyes de Venezuela ni por las de ningún gobierno, con lo que esas limitaciones legales dejan de ser un obstáculo”, comenta Hernández.

Al preguntarle si teme algún tipo de denuncia por ilícito cambiario, el repostero afirma que “en Bitcoin no hay nada ilegal, lo ilegal y lo penado por la ley es recurrir a mercados negros, pero Bitcoin no es uno”. Alude a que este sistema es comprobable y sus precios no violentan la legalidad nacional.

Aún así, explica que el control cambiario es la principal razón de desconfianza en la criptomoneda, lo que ha llevado a que en dos años no haya tenido ningún cliente que concrete una compra mediante bitcoins. “Una vez recibí una llamada por curiosidad para saber si aceptaba bitcoins, pero más nada. Hay mucha desconfianza, la gente tiene dudas y desecha la opción”, dice Hernández.tortas don eduardo 2

El pastelero espera que este tipo de cambio se dé a conocer y se generalice en Venezuela en un futuro próximo, contando con que la moneda tenga más aceptación y distribución en los jóvenes. Hernández sostiene que eso le daría facilidad para trabajar, para ahorrar y para hacer transacciones de cualquier tipo.

Nosotros estamos orgullosos de aceptar bitcoins, es una opción viable que nos mantiene a la vanguardia en los negocios”, asegura el repostero.

Comer en bitcoins

Tortas Don Eduardo se inscribe en una tendencia creciente hacia la venta de productos y servicios en bitcoins en Latinoamérica, lo que habla de una progresiva digitalización monetaria de la región.

Los productos que se pueden adquirir mediante la criptomoneda van desde ropa y farmacéuticos, como es el caso de la firma Lua Terra, hasta joyerías y servicios de cualquier tipo.

De igual forma, a lo largo de la región hay una vasta oferta de sitios gastronómicos y de alimentación que están adoptando este cambio como forma de pago. Tal es el caso de  Antonioli´s Kitchen, en Buenos Aires, un restaurant a puerta cerrada 100% vegano, o Bitcoffe, un café con orientación tecnológica que promueve el uso de la criptomoneda, entre otros.
En el caso de los dulces, como Tortas Don Eduardo, destaca la heladería artesanal argentina Allegro Gelato Boutique y Creamy Chef, establecimientos de cremas heladas interesados en desarrollar emprendedores que promuevan el uso de Bitcoin en otros lugares del mundo.

En la mayoría de los casos, estos locales explican que utilizan Bitcoin como forma de facilitar el comercio, los pagos y como una manera de llevar su control financiero. Asimismo, estos establecimientos ofrecen un porcentaje de descuento que puede ir desde el 5% hasta el 20% de la factura total si esta se cancela mediante bitcoins.

Otra características que comparten estos locales es la apuesta por lo novedoso, las iniciativas propias y lo juvenil, lo que va en sintonía con el funcionamiento y los objetivos de Bitcoin.

Otros lugares para comprar comida con Bitcoin en América Latina y España puede verlos aquí.

Artículo original de Diario Bitcoin

Escrito por: Robert Hazlitt

Comentarios
Advertisements
loading...

Suscríbete a nuestro boletín

* campo requerido